2 may. 2012

Hacerse eco..

¿Cómo aquietar el latir del pecho?
que a golpes clama rasgar la piel..
y hacerse eco la voz de su aliento
dormida a tiempos entre los labios
en el sonido errante del viento,
o enmudecer el habla del cuerpo
cuando el recuerdo roza la nuca..
resbalando despacio sus dedos
por la espalda cual escalofrío,
si hasta de pasión tiembla la sombra
y se recoge sobre si misma...
a la caricia tibia del alba,
porque en sus brazos muda a suspiro
el deseo anidado en el vientre..
aunque intente contenerlo dentro.

 ©Diosa(E.M.R)