14 ago. 2007

En tus brazos




Alzada entre tus brazos inclementes
prendida por un hilo
huye ligero el tiempo,
bajo tu rostro estoico
y unos ojos férreos
cruza el destino.
Se escapan entre las llagas sangrantes
el suplicio sufrido
y el castigo severo,
encostrándose el fluido
se marchita el cuerpo
exhalando sus últimos
alientos de estertor,
te sonríes impávido
sin parar tú deseo
despiadado asesino;
Ya gozas otro reo
muerte triunfante!!.


Diosa(E.M.R)

No hay comentarios: